Trabajo remoto, ¿permanecerá post pandemia?

La pandemia ha afectado muchos aspectos de nuestra vida, y el trabajo es uno de ellos. En un mundo interconectado, el trabajo tradicional es un concepto, hoy por hoy, obsoleto. En la actualidad, hay muchos equipos que trabajan desde lugares diferentes, e incluso desde países diferentes.

Trabajar remoto con un equipo se ha vuelto una necesidad. Pero, es posible hacerlo de forma eficiente y lo cierto es que si se consigue que funcione, la productividad aumentará de forma exponencial. Piensen en los ahorros en desplazamientos, en tiempo y en la mejora de calidad de vida que supone el trabajo remoto.

Aún, uno de los grandes retos de trabajar remoto con un equipo es: Cómo organizarse. Son muchas las preguntas que hay que responder: ¿Qué herramientas usar, cómo comunicarse, cómo monitorizar el trabajo, de qué manera gestionar los proyectos que implican a varias personas? Existen muchos más recursos de los que podría parecer a primera vista y de hecho son miles las empresas que han incorporado trabajar online como una práctica a full time dentro de la jornada de sus trabajadores, y las herramientas en la nube que permiten una adecuada gestión de dicho trabajo no paran de crecer. Pero, ¿permanecerá, este sistema post pandemia en el Perú?

El trabajo en una oficina durante 8 horas diarias está comenzando a quedarse obsoleto. Un trabajador que desempeña su labor desde su domicilio ahorra costos para la empresa y para sí mismo, al tiempo que mejora su productividad y su calidad de vida. Parece demostrado que se reduce la ausencia laboral y la rotación de empleados disminuye, algo que afecta enormemente a la productividad en una empresa.

Beneficios para la empresa:

  • Reducción de costos por empleado en espacio de trabajo
  • Disminución de los permisos por enfermedad o asuntos propios
  • Mayor engagement con la empresa de los empleados
  • Mayor productividad de los empleados
  • Los trabajadores se quedan más tiempo en la empresa, disminuyendo la rotación
  • Más posibilidades en la selección del personal, con el trabajo remoto la distancia ya no es un problema. Podemos contratar a los mejores profesionales con independencia de que vivan en la ciudad donde tiene sede la empresa o no.

Beneficios para el trabajador:

  • Importante ahorro en costos de transporte, ropa y otros gastos (con lo que tienen una mejor percepción del salario recibido)
  • Ahorro en tiempo, en las grandes ciudades los desplazamientos pueden suponer hasta un 20% de la jornada laboral efectiva diaria.
  • Mejor conciliación familiar

El trabajo remoto se ha incorporado en nuestro estilo de vida. No está exento de algunos peligros derivados de las distracciones, la falta de disciplina o de simplemente compartir espacio de descanso y trabajo bajo el mismo techo. Pero, cada vez más hay empresas que impulsan el mismo, se están implementando medidas de supervisión, planificación, seguimiento y control de las actividades y/o tareas que se requieren para cumplir los objetivos y resultados de la organización. 

Yo creo firmemente, que esta pandemia ha dado un giro 180° a nuestro estilo de vida y sistema de trabajo, por lo cual tendremos que adaptarnos a este contexto actual. Claro que sí, habrá gente que volverá a las oficinas postpandemia por la naturaleza de sus labores, pero más que seguro que muchas organizaciones en el Perú como en el mundo seguirán apostando por este sistema descentralizado y remoto de trabajo como una forma eficiente y productiva de manejar equipos multidisciplinarios.